El cuatro del Real Oviedo Rugby analiza la situación actual del equipo en la semana previa de un nuevo encuentro vital de cara a la permanencia. 

De menos a más. Tras un inicio algo dubitativo esta temporada, Abraham Tamargo ha terminado por consolidarse como uno de los referentes en quince del Real Oviedo Rugby. El segunda línea del Real Oviedo Rugby atraviesa uno de sus mejores momentos con la elástica azul pese a que reconoce la difícil situación que atraviesa el equipo.

La complicada marcha que atraviesa el equipo ha sido precisamente uno de los temas que ha querido mencionar el jugador del conjunto azul. «El equipo está algo desilusionado tras la derrota ante Belenos, nos quedan diez puntos para luchar, dos partidos con bonus ofensivo en nuestra mano, matemáticamente no estamos descendidos y nuestra grada se merece que lo demos todo».

La derrota en el derbi asturiano ante Belenos supuso un duro golpe para la plantilla azul que vio como, tras casi una hora de juego por delante, terminó por ceder el encuentro. «Estuvimos cerca, tuvimos mala suerte en los últimos diez minutos de partido, no es descabellado pensar que podíamos haber ganado el partido».

El jugador del Real Oviedo Rugby cerró su intervención sobre la situación del equipo remarcando la importancia de luchar hasta el último momento. «No hay que tirarse del barco este año, si hacemos dos buenos partidos donde se ganen los dos, matemáticamente, vamos a tener opciones».